5 razones para visitar Mónaco 2021

 

5 razones para visitar Mónaco

 

Al igual que Las Vegas, Mónaco es un reconocido destino turístico debido a su famoso casino, y aunque fácilmente podemos divertirnos en juegos de tragaperras online y disfrutar de la misma experiencia, este pintoresco microestado europeo es sumamente famoso por sus actividades de juegos y apuestas. Sin embargo, además de los casinos... ¿Qué más se puede hacer en Mónaco? Hoy te daremos una respuesta.

Los casinos y sus lujosos hoteles

Antes de contarte acerca de las otras diversas actividades que puedes realizar en territorio monegasco, efectivamente te hablaremos un poco de su actividad relacionada a las apuestas y de la lujosa vida nocturna que caracterizan a este pequeño pero hermoso lugar.

Mónaco es hogar del casino de Montecarlo, uno de los recintos más famosos del mundo y que ha sido referenciado incontables veces en el cine, (más notoriamente en las películas de James Bond) especialmente por su lujoso y colorido estilo de decoración. Esta llamativa casa de juegos se encuentra en la “Place du casino” (plaza de los casinos), justo al frente del famoso Hôtel de Paris y otros emblemáticos monumentos.

Su interesante historia

En sus inicios, el lugar que hoy se conoce como Mónaco perteneció al Imperio romano hasta que este cayó en 476. Luego, se asentaron diversas etnias en el territorio y posteriormente sería dominado por Génova, por órdenes del emperador sacro germánico Enrique VI.

Posteriormente se construye un castillo en lo que se conoce como la roca de Mónaco, para establecer una frontera, y un tiempo después de que se les arrebata el poder a los genoveses, se funda la dinastía Grimaldi, (comenzada por Raniero I Grimaldi) la familia real que hasta el día de hoy gobierna este pequeño principado. Al principio, aunque soberanos, el lugar pertenecía a Francia, hasta su independencia en 1297, la cual no fue reconocida hasta 1861. Actualmente, Mónaco es el segundo país más pequeño del mundo y de Europa, siendo la Ciudad del Vaticano el primero.

Es por este que, aunque el idioma oficial sea el francés, podemos escuchar otras lenguas en el país, como el italiano, el occitano o el idioma autóctono, el monegasco, el cual desciende de la lengua ligur; la cual era hablada por los antiguos ligures, quienes también habitaron estas tierras en algún momento.

Sus hermosos monumentos

Ahora te contaremos un poco sobre los destinos turísticos que, además de la vida de las apuestas, atraen a miles de turistas. Uno de los lugares más populares es precisamente la Roca de Mónaco, justo el sitio donde podríamos considerar que la historia de este país realmente comenzó. Este es el nombre que se le da a este monolito, con vista al mediterráneo, que se ha convertido en todo un monumento insignia.

Bastante cerca de este sitio encontramos al trascendental Palacio del príncipe de Mónaco, también llamado Palacio Grimaldi, donde vive el actual monarca del país, el príncipe Alberto II. Este castillo recibe múltiples turistas diariamente, ya sea para recibir visitas guiadas a través de sus lujosos salones o simplemente para presenciar el cambio de guardia.

También podemos visitar la Catedral de Mónaco (cuyo nombre oficial es Cathédrale Notre-Dame-Immaculée) la cual, aunque tiene una apariencia modesta en comparación a otras iglesias europeas, es una joya de la arquitectura por los distintos estilos artísticos que conforman su construcción e interior. Además, para los fanáticos de la cultura pop es un destino imperdible, pues es el lugar donde la actriz Grace Kelly se casó con el príncipe Ranier III, convirtiéndose en princesa de Mónaco.

Finalmente, en una visita por Mónaco no debemos dejar de visitar el hermoso Jardín Japonés que fue construido bajo las estrictas reglas zen y bajo la supervisión de la princesa Grace. Acá podemos encontrar una casa de té, una hermosa cascada y una pequeña pero imponente montaña.

El Gran Prix   

Otro atractivo turístico tan -o más- popular que los mismos casinos es el Grand Prix o Gran Premio de Mónaco, una de las carreras automovilísticas más importantes de la Fórmula 1, la cual se lleva a cabo en el circuito Mónaco ubicado en el principado.  

Se utilizó por primera vez en 1933 y es considerado como una de las competencias más prestigiosas de la Fórmula 1, pues ocurre en un circuito abierto, permitiendo a los competidores, o a los espectadores a través de las pantallas, ver icónicos lugares adentro del territorio monegasco. Por ejemplo, tenemos la famosa curva Loews, en frente del costoso y lujoso hotel Fairmont, para más adelante pasar justo por debajo del hotel Loews. Efectivamente, además de una emocionante experiencia de velocidad, también es bastante glamurosa.

Sus hermosas playas   

Finalmente, llegamos al tipo de actividades que pueden ser las favoritas de los niños o de todos los amantes de las playas, visitar las preciosas costas mediterráneas del Principado de Mónaco.  

Podemos encontrar a la hermosa playa del Larvotto (muy cerca de la avenida Princesa Grace), la cual es un hermoso complejo balneario.  También podemos darnos un chapuzón en la Playa d'Eze, un lugar exclusivo y muy utilizado por los deportistas acuáticos, pero que también cuenta con clubes playeros que incluyen restaurantes.  

Otra opción es la Playa Solarium, ubicada en el famoso Puerto de Hércules, uno de los puntos más importantes donde los cruceros internacionales arriban, siendo uno de los lugares más hermosos y visitados de la Riviera francesa y probablemente del mediterráneo en general.  

Entonces, ya sea por su característica historia, por sus lujosas playas, por sus emocionantes carreras o por su colorido casino, Mónaco es un destino que probablemente podríamos considerar en nuestras próximas vacaciones.

No hay comentarios

Déjanos tu opinión