martes, 4 de abril de 2017

Paprium, nuevo videojuego para la SEGA Megadrive


Llegó el momento que desempolvéis vuestras megadrives para darles de comer con un nuevo juego, juego en mayúsculas, creación de los archiconocidos Watermelon, creadores del no menos mítico e importante para la scene de la megadrive marcando un hito en los juegos homebrew, el Pier Solar.

Ya el Pier Solar supuso un punto de inflexión, un proyecto enorme de años de duro trabajo, culminado con un cartucho de nada menos que 64MB de capacidad cuando la megadrive en su vida comercial el máximo fueron 40MB del Super Street Fighter II.

Ahora estos chicos se han embarcado ya en la etapa final después de años de espera (este juego, el Paprium, se conocía como "Y proyect" hasta hace unas semanas) de un nuevo beat'em up que pretende romper moldes con un apartado técnico nunca visto previamente en nuestras queridas megadrives.

Nada menos que un cartucho de 80MB, y contando con un chip de apoyo creado para la ocasión, que lo han llamado DT128M16VA1LT que básicamente apoya un apartado de audio único con 24 canales de sonido, una pasada.

Esto es lo que promete técnicamente y jugablemente:

Size Shock: 80-MEG, +24 Levels, +5 Playable Characters!
  Speed Shock: Uncompromized 60fps advanced 16-bit visuals.
  Sound Shock: 48Khz x 24 channels (FM, PSG, DT128M16VA1LT)

80 megas, 24 fases, 5 personajes seleccionables, velocidad estable a 60fps y una calidad de audio mejorada apoyada por el chip de apoyo.

No está nada mal, no...

El juego está en pre-order en ediciones Limitada y Clásica, es totalmente region-free y es cuestión de diseño de estilo JAP, EUR, USA.

El precio del juego será de 69$ la versión CLASSIC y 89$ la versión LIMITED 

Importante, el juego sale a partir del 16/09/2017 ahora mismo solo es para pre-compras.
Cuenta también incluso con la opción de comprar un mando tipo ARCADE creado para la ocasión con diseños del mismo juego, por 150 dólares.

Algunas imágenes del juego:


Vídeo trailer oficial:


Un saludo, y animo a que os lo compréis ya que seguro no, segurísimo que se agotará en seguida.